Explore our brands

¿Existe una lámina de estanqueidad inteligente para el sellado hermético de ventanas?

07.03.2019

Cierta parte de nuestro tiempo andamos buscando soluciones de producto que nos aporten el máximo de garantías al abordar el sellado hermético de puertas y ventanas, la membrana illbruck ME508 es la respuesta.

En un edificio encontramos una multitud de juntas que deben cumplir varios requisitos, por lo que no existe una solución única para sellar estas juntas, sino que debemos de abordar una gran cantidad de posibles soluciones, algunas de ellas, de forma individualizada.

Para elegir el sellador más apropiado, se deben tener en cuenta los siguientes factores para que la solución sea la más adecuada para la aplicación prevista y obtener el máximo rendimiento:

  • Deformación total admisible.
  • Compatibilidad con los materiales adyacentes.
  • Posibilidad de pintar el sellado.
  • Pérdida de volumen.
  • Resistencia a los rayos UV, calor y humedad.
  • Respeto por la salud de los aplicadores y del medio ambiente.

Las juntas de sellado siempre se deben seleccionar de acuerdo con el campo de aplicación, por lo tanto, deben tenerse en cuenta las posibles interacciones químicas con los materiales adyacentes con los que conviven. Si el sellador se elige adecuadamente, de acuerdo con los agentes externos, con las variaciones de temperatura que deben soportar, los movimientos esperados y el tipo de soporte, el resultado garantizará al máximo las prestaciones establecidas según el proyecto.

El sellado de ventanas representa un caso especial en el sellado de edificios. Esto se debe a que las pautas de instalación estipulan el sellado de tres niveles en esta situación, en el que todas las zonas deben sellarse por separado una de la otra, para garantizar que, en su caso, cada una de ellas cumplan su misión en términos de resistencia a la intemperie y a la acción de los rayos ultravioletas, a la vez que garanticen una elasticidad suficiente para absorber las dilataciones de la obra y eviten la formación de condensación, todas estas medidas enfocadas a fomentar el ahorro energético, el confort acústico, el control del calor y la humedad así como la calidad del aire interior.

El uso de "soluciones de sistema", como el sistema i3 de sellado illbruck, es particularmente recomendable en este sentido, ya que todos los productos están especialmente diseñados para trabajar juntos entre sí y combinarse de manera flexible.

Para cumplir con todos los requisitos de la norma UNE 85219, recogidos en la Guía de Instalación de Ventanas, illbruck dispone de productos de nueva generación que realizan por si solos la regulación térmica del sellado de la carpintería exterior proporcionando una triple barrera de protección.

Por lo general y sin importar el método de instalación en función de la posición de la ventana en el hueco y los materiales del cerramiento, ya sea enrasada, interior o exterior, solapada o de posición avanzada, directamente sobre el muro, el aislamiento o el SATE, nuestros productos proporcionan diferentes funciones para lograr una eficiencia absoluta en el sellado de los tres niveles de sellado y aislamiento en términos de impermeabilización y estanqueidad de la parte exterior, aislamiento térmico y acústico en la zona de la envolvente y barrera de vapor en la parte interior.

En todos los casos, es de vital importancia prestar especial atención al sellado de todas las esquinas de las puertas y ventanas y las zonas que quedan interferidas por la colocación de los calzos, sobre todo, en la parte inferior de la ventana, para evitar ningún tipo de infiltración o puente térmico.

En relación al nivel de protección del clima interior y exterior, básicamente establecido para evitar la penetración de aire húmedo en la parte central del sistema de sellado de la ventana a la obra y evitar la condensación por el enfriamiento súbito de las masas de aire caliente con una temperatura inferior al punto de rocío, la más baja temperatura a la que empieza a condensarse el vapor de agua contenido en el aire, produciendo rocío, neblina o escarcha, no es suficiente elegir un sellador con un buen comportamiento dinámico, sino que además, es necesario conocer el factor de resistenciaa la difusión de vapor de agua de los elementos empleados en el sellado, responsables directos de evitar el efecto de condensación.

La norma DIN 4108-3 establece:

Valor SD

Clase

Hasta 0,5 m

Abierto

0,5 – 1.500 m

Bloqueando

Más de 1.500 m

Impermeabilizando

De los distintos productos diseñados para el sellado interior para asegurar la hermeticidad de la ventana a la obra destacan:

  • Selladores elásticos.
  • Cintas autoexpansivas.
  • Láminas de estanqueidad.

En todos los casos, cualquiera de ellos debe de cumplir con:

  1. En función del movimiento previsto y de la capacidad del sellador éstos deben tener el marcado CE y con clasificación F (movimiento previsto entre e l25% y 12,5%).
  2. Una clasificación de baja emisión de compuestos orgánicos volátiles (COV).
  3. Posibilidad de poder ser pintados o enyesados para favorecer los acabados.

La amplia gama de selladores de illbruck refleja esta complejidad ¡Y no es por qué si! todos los selladores no son adecuados para todas las áreas de aplicación y por eso, para garantizar un correcto sellado interior, con altos niveles de hermeticidad y un exhaustivo control de la difusión del vapor de agua, tremco illbruck propone su nueva membrana inteligente illbruck ME508.

Esta lámina de estanqueidad es una membrana textil, no tejida, autoadhesiva en toda la anchura de la misma y con tres forros de protección para un control óptimo de la adherencia a los distintos soportes. La combinación de las zonas autoadhesivas permite la instalación en el borde «W» o en la cara «E» del marco de la ventana, según el sistema de instalación, ofreciendo un alto grado de hermeticidad y aislamiento climático. Al formar parte de la familia de membranas inteligentes, la lámina illbruck ME508 también se beneficia de un factor de resistencia a la difusión del vapor de agua variable, que le permite regular adecuadamente el nivel de humedad y evitar la temida condensación, aportando unos excelentes valores de permeabilidad al aire, permeabilidad al aire, permeabilidad al vapor y conductividad térmica.

Esta membrana se presenta en color negro y en distintos anchos para adaptarse a los desarrollos que exigen los detalles constructivos y su sistema de colocación, con un espesor de 0,5 mm para que sea fácil su manipulación, sobre todo, en los detalles más relevantes de su aplicación.

Información técnica relevante:

  • Permeabilidad al vapor de agua (DIN EN ISO12572) = variable entre 0,4 y 20 m
  • Factor de resistencia al vapor de agua (μ) (DIN 52615) = entre 600 y 40.000
  • Resistencia a las lluvias torrenciales (EN 1849-2) = 600 Pa
  • Hermeticidad (EN 1026) = < 0,1 m³/[h.m(da Pa)n]

En el proceso de colocación, la fase de preparación es fundamental, por lo que las superficies de unión deben estar secas y libres de aceite, grasa, polvo y otros componentes antiadhesivos. Para garantizar una adhesión óptima, es aconsejable utilizar la imprimación illbruck ME902. La tendencia en el mercado de los lacados es incorporar componentes cada vez más antiadherentes, por tanto, será recomendable realizar pruebas previas para validar la solución más adecuada.

La membrana illbruck ME508 se utiliza mayormente para sellar juntas de unión de ventanas, especialmente, en las zonas en las que se aplicará yeso húmedo. La versatilidad de la cara autoadhesiva, resistente y fiable, permite la unión de prácticamente cualquier sustrato, por ejemplo, ladrillo, hormigón, PVC, metal, madera y todos los materiales aislantes habituales (EPS, XPS y espuma rígida PUR) con una aplicación rápida y sencilla.

Aunque este producto es adecuado para uso en interiores y exteriores, debido a la resistencia a la difusión del vapor de agua variable, se utiliza sobre todo en interiores como sellado hermético y se combina con la membrana para ventanas illbruck ME220 para el sellado hermético externo, cumpliendo el principio de «mayor estanqueidad en el interior que en el exterior» para facilitar el control del vapor y de la humedad.

Con el fin de garantizar un correcto aislamiento térmico dentro de la junta perimetral y evitar la formación de un puente térmico, se aplicará la espuma elástica illbruck FM330 en la junta, permitiendo el secado y el endurecimiento de la espuma expansiva antes de unir la membrana illbruck ME508 a la estructura.

Si es necesario, la membrana se puede enlucir o pintar transcurridas 48 horas, recomendando llevar a cabo una pequeña prueba de aplicación con materiales específicos antes de continuar el proceso.

Este producto forma parte del vanguardista sistema de sellado “i3”, aprobado por el instituto alemán IFT, que ofrece una garantía de 15 años. Este sistema cumple los requisitos del decreto legislativo alemán de ahorro de energía EnEV con respecto a la hermeticidad.

Las principales ventajas de la membrana inteligente illbruck ME508 son:

  • Aplicación rápida y fácil con protector antiadherente dividido en tres forros.
  • La membrana inteligente permite un perfecto control de la humedad interior.
  • Solución muy adecuada para rehabilitaciones.
  • Permite la recolocación inicial, aumentando la fuerza de unión con el tiempo de aplicación.
  • Hermeticidad.
  • Permite enlucirse directamente sin agrietarse. 
  • La cara autoadhesiva permite ahorrar tiempo y dinero.

Para más detalles de aplicación, recomendamos ver el vídeo de demostración, haciendo clic AQUI